Es momento de decir adiós

0
4172

Hemos aplazado los días sin querer ver que ya era momento de parar. ¿Cuánto daño pueden hacerse dos personas que se aman? ¿Cuántos ciclos de heridas han de pasar para caer en cuenta de que ha sido suficiente? Si continuamos aferrados tantos años hasta el punto en que ya no había más por dar, si las sonrisas escaseaban y la lágrimas brotaban al darnos cuenta del final.

Éramos dos contra el mundo. Éramos todo lo que cualquier persona deseaba. ¿Qué pasó con todo aquello? con nuestras inmensas ganas de querernos por siempre y compartir cada escalón que nos llevaría a la cima. Odio la idea de pensar que esto simplemente murió, que sólo se trató de un buen momento y ya no regresará jamás.

Me cuesta demasiado no pensar en ti en algún momento del día, con cada canción, con cada lugar y con cada manía. Me duele saber que todo a terminado, que las mariposas volaron, que los sueños se nos escaparon. Vimos cómo nos desvanecíamos y nuestros intentos para frenarlo, eran vanos. La vida ganó, nos dejamos vencer.

Y a pesar de todo lo anterior, a pesar de lo mucho que me duele soltarte… sé que al pasar el tiempo, estaremos bien. Sé que reuniremos la fuerza necesaria para no llamar, para no buscarnos. Sé que lucharemos por conservar los buenos recuerdos y sabremos no guardar rencor. Lo arruinamos, realmente lo arruinamos, y es mejor despedirnos antes de que nos rompamos más.

Te amo tanto que prefiero verte volar antes de que me culpes por ya no saber cómo usar tus alas. Me amo tanto que no me dejaré caer y usaré esto de impulso para cumplir todo aquello que dejé inconcluso. Fue tanto tiempo a tu lado, que he llegado a pensar que no lo lograré; pero ambos sabemos que nada es imposible.

Y quién sabe, tal vez más adelante volvamos a encontrarnos y nuestros ojos vuelvan a brillar. Tal vez habremos vivido lo suficiente y estemos llenos de historias por contar. Con menos miedos y con más ganas de ser mejores. Quizá seremos lo suficientemente maduros como para no soltarnos esta vez…

Pero por ahora, lo mejor es decir adiós.

Escrito por: Mayeli Tellez